Mujer: habita tu cuerpo, habita tu vida

Artículo escrito por: Camila Barrera (@bycamilabarrera)


El cuerpo es nuestro primer territorio habitado de derecho, el primer lugar donde tiene lugar la experiencia de estar vivas. Sin embargo, históricamente el cuerpo de las mujeres ha sido territorio del hombre, del padre, del sacerdote, del médico, del esposo, de la publicidad y no de la mujer misma. La conexión con nuestro cuerpo ha estado mellada por el poder de la estética correcta, la culpa religiosa de la sexualidad, y a la desconexión con nuestro ciclo menstrual, entre otras.


Es necesario, o más bien vital, que recuperemos nuestra soberanía corporal. Cuando hablo de soberanía, me refiero a que este poder sobre nosotras mismas sea independiente del entorno y sin interferencias externas.


¡La materia es por dónde pasa la vida! Cuando tengo dudas sobre algo en general, casi siempre acudo a la fisiología, ahí en ese funcionamiento perfecto están todas las respuestas. La perfección del flujo hormonal, la comunicación del cerebro con nuestras entrañas, la manera como late nuestro corazón y cómo muta nuestro cuerpo en cada ciclo fértil, tienen contenidos todos los misterios que podemos entender en su funcionamiento.


Los seres humanos somos inherentes al dolor y al placer, desde que llegamos al mundo las cosas nos placen y nos duelen, y necesitamos navegar esos dos estados con naturalidad, soltándonos a sentir por medio de nuestro vehículo maravilloso: el cuerpo.


Hemos sido educadas para no sentir, ¡si te duele está mal y si te place también! Esto hace que nuestra experiencia como mujeres esté llena de bloqueos, negaciones, culpas y tabúes. Si a esto le sumamos nuestra educación sexual; que en la gran mayoría de nosotras ha sido el silencio, la aceptación de la sexualidad masculina o la pornografía; tenemos como resultado una bajísima exploración de lo que podemos lograr con nuestro placer al servicio de nuestra salud y bienestar.


“Es tiempo de florecer” es el slogan que elegí este año para mi Formación en Placer y Sexualidad Femenina, porque creo que TODAS las mujeres sin excepción tenemos derecho a librarnos de creencias condicionantes y de paradigmas que nos alejan de la plenitud. Florecer es ver la belleza en ti, tocar todo el potencial orgásmico que te conecta con el amor, florecer es poder sentir sin miedo, conectarte con tu esencia y disfrutar de quien eres en realidad, libre, poderosa y sin culpa.




Si quieres aprender más sobre tu cuerpo y habitarlo, te invito a que nos acompañes en este programa y te unas, por que ES TIEMPO DE FLORECER. Para saber más sobre la Formación en Placer y Sexualidad Femenina, escríbenos vía whatsapp. La formación se llevará a cabo en Marzo del 2022 hasta Octubre de 2022.



Sobre Camila Barrera:

Camila Barrera se ha dedicado a la Medicina de la mujer. Su amplia experiencia cubre diversos estudios. Es diplomada en Terapia Corporal de la Universidad de California del Sur, Doula Certificada, Partera. Además practica el taoismo hace más de 20 años al igual que el tantra. Es Psicoterapeuta de la Sexualidad Femenina, certificada en Respiración holotrópica, tallerista, profesora de yoga y Ted Talker (Ver aquí )